Hasta los primeros meses de 2022 podría iniciar operaciones el nuevo Hospital General de Tlaxcala (HGT), ubicado en el municipio de San Pablo Apetatitlán, pues para culminar con su equipamiento se requiere de un presupuesto cercano a los 150 millones de pesos, informaron la gobernadora Lorena Cuéllar Cisneros y el titular de la Secretaría de Salud del Estado, Rigoberto Zamudio Meneses.

En entrevista, la mandataria estatal señaló que la falta de equipamiento en ese nuevo nosocomio y el desabasto de diversas medicinas en las unidades médicas son dos de los grandes problemas heredados por la administración estatal pasada, pero aseveró que ya trabajan para resarcirlos.

Por su lado, el director general del Organismo Público Descentralizado Salud de Tlaxcala informó que parte del equipo para el nuevo hospital lo recibirán a través de un convenio entre el Gobierno del Estado y la Federación, a fin de que todos los faltantes del hospital sean atendidos y pronto quede equipado al 100%.

Detalló que al momento en el hospital es necesario no solo el equipamiento, pues indicó que tampoco han sido concluidas las instalaciones eléctricas y de oxígeno, y a eso sumó la compra y fijación de los elevadores, que en conjunto significa una nueva inversión aproximada de 149 millones de pesos, por lo que tendrá que ser ejecutado con el recurso del próximo año.

Detalló también que antes de echar a andar un hospital, cualquiera, es necesaria la implementación de un programa llamado línea crítica por medio del cual deben ser probados diversos criterios como la línea de oxígeno, la luz y la planta eléctrica, entre otras cosas, que se hace a través de un calendario en coordinación con la Secretaría de Infraestructura y Desarrollo (antes Secoduvi) el ente encargado de entregar el hospital.

«Ellos nos dan los lineamientos técnicos federales y cuando estén acreditados, como el ‘check point’, tendremos la oportunidad de cambiarnos a ese hospital», explicó.

El NUEVO HOSPITAL GENERAL

En septiembre de 2018 inició la construcción de la primera etapa del nuevo Hospital General que incluye cuatro edificios “A”, “B”, “C” y “D”, dos estacionamientos, planta de tratamiento y barda perimetral.

El inmueble beneficiará a más de 370 mil tlaxcaltecas y conectará los servicios médicos con otras unidades hospitalarias y de alta especialidad que ya existen en la zona para mejorar la atención de pacientes.